4 libros para contextualizar el Mobile World Congress de Barcelona

El poder de la pantalla parpadeante. Ayer arrancó el Mobile World Congress en Barcelona y millares de empresarios y emprendedores del sector de la telefonía, pero también de las nuevas tecnologías, del Social Media y un largo etcétera de la red, lo convirtieron en el centro de atención mediática mundial. No faltó a la cita ni el mismísimo Mark Zuckerberg, el creador de Facebook, con su recién comprada Whatsapp bajo el brazo.

Si buscas contexto para tanto ruido, tanta locura mediática, te proponemos cuatro libros que te servirán de brújula. 

 

la-verdadera-historia-de-twitter_9788498752779 (2)1) El futuro de las redes sociales. Tras la entrada en el negocio móbil de Facebook, muchos se preguntan: ¿Y ahora qué pasará con Twitter? ¿Lo comprará Google? Aquí puedes hojear las primeras páginas de  ”La verdadera historia de Twitter”, de Nick Bilton.

 

 

memecracia_97884987529152) El poder del Meme. Échale un ojo a “Memecracia”, de Delia Rodríguez, y descubre cómo y por qué vivimos gobernados por los virales.

 

 

 

3) El branding del futuro. Las compañías se matan por identificar nuestros gustos y personalizar su publicidad e Internet es la clave. Hojea“Brandoffon”, de Andy Stalman. El branding en el siglo XXI = online+ offline.

 

 

desnudando-a-google_97884234286254) Google o el Gran Hermano. Descubre lo que el gigante no quieres que sepas en “Desnudando a Google”, de Alejandro Suárez. ¿Las nuevas superpotencias operan en la red? Hojea las primeras páginas de este best-seller.

 

Posteado en Sin categoría | DEJA UN COMENTARIO

Prefacio de Alberto Peralta, en “El manual del emprendedor”

Este libro es para todos los emprendedores y utiliza los términos startup y nuevo negocio cientos de veces. Pero, ¿qué es exactamente una startup? Una startup no es una versión en pequeño de una gran empresa. Una startup es una organización temporal en busca de un modelo de negocio rentable, que puede repetirse y que puede hacerse más grande. Al principio, el modelo de una startup es un lienzo o canvas con ideas y suposiciones, sin clientes y con muy poco conocimiento sobre esos clientes.

Pero hemos definido las palabras startup, emprendedor e innovación a medias. Estas palabras significan cosas distintas en Silicon Valley, en la calle o en el mundo de las grandes corporaciones. Aunque cada tipo de startup es distinto, este libro ofrece una guía para cada uno de ellos.

Los nuevos negocios controlan el riesgo de invención utilizando herramientas de simulación (dinámicas de fluidos por ordenador, análisis de elementos finitos, etc.). Los nuevos negocios controlan el riesgo de clientes y de mercado leyendo este libro. Cuando de lo que se trata es de conseguir la aceptación de los clientes y la adopción por el mercado, este libro muestra el camino.

El método Lean Startup puede ser un fenómeno procedente de EE.UU. pero las startups en los países de habla hispana se han sumado a esta revolución y están logrando resultados extraordinarios con el nuevo enfoque de “salir a la calle” y el modelo de “fracaso rápido”. Este método consigue que una startup tenga éxito más rápidamente al integrar en el modelo de negocio una gran cantidad de comentarios y confirmaciones por parte de los clientes.

Los emprendedores en América Latina y en España están utilizando el proceso de Desarrollo de Clientes, creado por el experto en creación de negocios Steve Blank, para acelerar su aprendizaje, encontrar un modelo de negocio que pueda crecer, captar y retener clientes y ampliar los ingresos que se obtienen de esos clientes.

El Manual del emprendedor guía el día a día de sus startups y nuevos negocios.

Posiblemente, entre los países de habla hispana, los éxitos más notables se han producido gracias al apoyo del Ministerio de Innovación y Tecnología de Colombia, donde su conocido programa Apps.co está utilizando la hoja de ruta contenida en esta obra y el sistema de entrenamiento Lean LaunchPad de Steve Blank. Ambos han conseguido crear uno de los proyectos catalizadores de startups y nuevos negocios más ambiciosos en el mundo patrocinados por un gobierno.

Trabajando inicialmente de forma independiente y más tarde en colaboración con el SENA, una organización semipública que proporciona soporte técnico, laboratorios de prototipos y mentores, el Ministerio ha apostado completamente por la creación de startups y nuevos negocios como fuente de generación de ingresos para el país, de empleos para una población que, teniendo formación y preparación suficientes, no disponían de ellos y para conducir una economía nacional emergente.

El programa Lean LaunchPad de ocho semanas de Apps.co se está realizando en todo el país con gran éxito. Desde el otoño de 2012 se han completado 5 cohortes del programa (1 nueva cada dos meses). Y los resultados demuestran que el programa está funcionando, en menos de 6 meses. Tan bien que incluso se está siguiendo por otros países de la zona como Perú, Argentina y Brasil.

Una de las startups que surgieron de Apps.co, Laspartes.com, tuvo bastantes problemas con su idea inicial.

Laspartes.com comenzó como una web de intercambio de información sobre reparaciones de vehículos. Era casi más un foro que otra cosa, que intentaba vender el espacio disponible a los anunciantes que lo desearan.

Dos años después del lanzamiento, la empresa tenía un montón de comentarios de clientes, pero ningún negocio.

Pero cuando en Laspartes.com comenzaron el proceso de Descubrimiento de Clientes que se indica en El Manual del emprendedor se enteraron de que el público no tenía claro cuándo realizar las revisiones de sus automóviles. Aún más, descubrieron que su público quería reparaciones honestas con piezas originales, que no hubieran sido usadas ​​o robadas, realizadas por una red de talleres en los que se pudiese confiar. También se enteraron de que los talleres buscaban clientes.

Y se produjo un pivote (en realidad muchos).

Según avanzaba en su Descubrimiento de Clientes Laspartes.com encontró un segundo mercado: En ciudades más pequeñas que Bogotá, Medellín o Cali las personas que no eran propietarios de un Renault, un Chevy o un Mazda (las principales marcas en ciudades medianas o pequeñas) no podían encontrar piezas de repuesto para sus vehículos. Y sobre la base de este descubrimiento, los fundadores del negocio también crearon un buscador de piezas, y el negocio ahora está disparado.

Gracias a su tremendo esfuerzo con el Desarrollo de Clientes Laspartes ha pasado de no tener clientes a generar en 6 meses más de 20.000 $ mensuales y la previsión es que en sólo unos meses más los ingresos superen el millón de Dólares anuales. Y quizá lo más importante, Laspartes.com ya ha atraído 2 rondas de financiación externa (un logro extraordinario en Colombia, o en casi cualquiera de nuestros países hispanos, en donde los inversores para las fases iniciales no abundan, y menos para negocios cuyo objeto de negocio no es 100% tecnológico).

Vanitech es otra historia de éxito de Apps.co. Este nuevo negocio comenzó ofreciendo un salón de belleza en casa para mujeres de alto poder adquisitivo, pero pronto descubrió que su idea de negocio no funcionaba. Sus expertas en belleza pasaban más tiempo en atascos en Bogotá que arreglando uñas o pintándolas, lo que hacía que el modelo de negocio fuera totalmente ineficiente para las trabajadoras y para la empresa.

Pero las profesionales de Vanitech iban bien vestidas, eran educadas y se las seleccionaba siguiendo un proceso muy exigente. Estaban suficientemente capacitadas, utilizaban equipos de calidad y ofrecían un servicio al cliente impecable. Siguiendo el proceso de Validación de Clientes los fundadores de Vanitech encontraron un modelo mucho más lucrativo: Ofrecer manicuras y pedicuras a las mujeres en sus centros de trabajo. Y aprendieron a desarrollar un marketing viral para hacer correr la voz entre las clientas.

Hacia la octava semana del programa Lean LaunchPad de Apps.co Vanitech tenía ya 315 clientas de pago y ha seguido creciendo de manera constante. Aprendieron rápidamente que cuando iban a una oficina para realizar la manicura de una mujer muchas de sus colegas se apuntaban también, por un poderoso efecto viral. Sus especialistas ahora pueden pasar varias horas en un solo edificio de oficinas, en lugar de pegadas al volante tratando de llegar a la próxima cita.

En España y en el resto de Latinoamérica no estamos tan avanzados, todavía. Por eso en el Instituto para el Desarrollo de Negocios Lean enseñamos y orientamos en el proceso de Desarrollo de Clientes a decenas de empresarios, emprendedores (grandes, medianos y pequeños) e instituciones públicas que fomentan el emprendimiento. Y seguimos los principios que se indican en el Manual del emprendedor. Tratamos de guiar la búsqueda de un modelo de negocio que pueda crecer, preparando a los emprendedores para: Salir a la calle y hablar con los clientes; encontrar productos que encajen con cada mercado; captar y retener a los clientes y ampliar los ingresos que se obtienen de esos clientes; y para aprender a utilizar las métricas que son importantes que aseguren que el modelo de negocio se transforma en una empresa rentable.

Deseamos que esta obra consiga acelerar el crecimiento y éxito de las startups y las nuevas empresas en los países de habla hispana y entre todas las comunidades que utilizan el Español o Castellano como su idioma de negocios.

El equipo que me ha ayudado a traducir esta obra y yo mismo pensamos que es importante entender que no se trata de otro libro sobre cómo se crean negocios traducido al español, imposible de aplicar en otro lugar que no sea  EE.UU. Éste es un Manual que describe un proceso económico vital en cualquier parte del mundo, que permite mejorar las posibilidades de éxito de los nuevos negocios de todo tipo, de base tecnológica o tradicionales, y que con igual relevancia está empezando a impulsar el desarrollo y el empleo tanto en América Latina como en España.

El método de creación de negocios que presenta el Desarrollo de Clientes acelera el aprendizaje, reduce la inversión inicial y, quizá lo más importante, ayuda a las startups y a los nuevos negocios a minimizar el riesgo y el tiempo en el que se puede crear un negocio de éxito, identificando lo que funciona y lo que no desde el Día 1 gracias a la participación de las únicas personas que importan en ese proceso: LOS CLIENTES.

Madrid, 2013.

 

Alberto Peralta

Instituto para el Desarrollo de Negocios Lean.

www.IDNLean.com

 

 

Posteado en Sin categoría | DEJA UN COMENTARIO

EL MANUAL DEL ESTRATEGA: ¿Qué estilo de hacer estrategia es el suyo?

Lo primero que debe hacer alguien que quiera introducirse en la estrategia es darse cuenta de que esta no ocupa sólo un departamento, de que ya no es competencia exclusiva de la alta dirección, sino del conjunto de una empresa. La estrategia está formada por “ideas” destinadas a provocar que la organización alcance objetivos. Por tanto, debe nacer con la vocación de ser compartida por la organización, si no, sería inútil. El objetivo de este manual es ofrecer, con un tono desenfadado, ligero, en ocasiones desmitificador y con toques de humor, una panorámica bien ordenada, actual y práctica de la disciplina de la Estrategia empresarial.

En el libro se recoge un nítido y lúcido análisis de cinco perfiles de estrategas con éxito según su “estrategia para hacer estrategia”:

  •        El estratega 1, o «héroe»
  •        El estratega 2, o «solucionador»
  •        El estratega 3, o «profesional»
  •        El estratega 4, o «darwinista»
  •        El estratega 5, o «estratega del cambio»

¿Qué tipo de estratega es usted? El autor, Rafael Martínez Alonso, propone este test para descubrirlo. No es necesario ser líder de una organización o profesional de la estrategia para hacerlo. Aquí descubrirá su estilo básico y las claves de todos ellos. En el libro, consejos y herramientas apropiadas para cada uno.

Haz click para empezar el test

Haz click para obtener más información sobre el libro

Posteado en Estrategia, Liderazgo, Management | DEJA UN COMENTARIO

Capítulo extra para la 3ª edición de Nosotros, los mercados, de Daniel Lacalle

La 3º edición de Nosotros, los mercados, el bestseller de Daniel Lacalle, incluirá un capítulo extra sobre el reciente rescate a Chipre titulado “Chipre, otro episodio «excepcional» de la crisis europea”.

Con ánimo de no discriminar a quienes haya comprado ejemplares de la 1º o de la 2º edición, que no incluye el citado capítulo, el texto extra puede leerse gratuitamente a continuación o bien descargarse en formato PDF aquí.

 

 

 

Chipre, otro episodio «excepcional» de la crisis europea

 

«Para una economía pequeña y dinámica como
Chipre, incorporarse al euro supone protegerse
de las crisis financieras internacionales.»

Jean Claude Trichet (2008)

Durante los primeros meses de 2013, los mensajes sobre el fin de la crisis de la Eurozona no paraban de llegar, casi de manera monótona. Las bolsas habían repuntado de manera agresiva gracias a las palabras de Mario Draghi, presidente del Banco Central Europeo, que en julio afirmaba de manera rotunda «haremos lo que sea necesario».

Desafortunadamente, los compromisos de apoyo incondicional de los bancos centrales nunca se usan para afrontar y solucionar los problemas, sino que se utilizan para relajarse y esperar.

Otra vez, porque subían las bolsas —siempre igual—, nos olvidamos de que los problemas, unos estados extremadamente endeudados y una banca sobredimensionada y frágil, no se habían solucionado.

Problema uno: En el año 2012, los estados de la Eurozona aumentaron su deuda pública hasta un 90% del PIB. La proporción de deuda con respecto al PIB creció 3,2 puntos en los países de la moneda única y 4,4 puntos en los Veintisiete. En comparación con el tercer trimestre de 2011, veintidós estados miembros aumentaron su tasa de deuda pública y solamente cinco la redujeron. Las palabras de Draghi pusieron freno, sin quererlo, a las reformas de gran parte de Europa.

Problema dos: Mientras tanto, la tantas veces anunciada recapitalización de la banca europea no se llevaba a cabo. Los planes para recortar la deuda del sector financiero en más de 1,2 billones de euros se aparcaban tras una reducción inferior al 30%, según BNP, y se anunciaba el marco regulador para bancos de Basilea III, que se interpretó inmediatamente como un nuevo episodio de «relajación» de las condiciones de capitalización exigibles.

¿Por qué? Muy sencillo. Los estados europeos se valen de un sector financiero sobredimensionado para «colocar» gran parte de su deuda soberana. En España, la banca acumula casi un 32% de la deuda del estado, y en la Eurozona, casi un 23%. Esta simbiosis lleva a que:

a) Los estados no reduzcan sus déficits y sigan endeudándose de manera escandalosa.

b) El crédito disponible lo acapare el Estado, hundiendo a empresas y familias.

c) Que la banca vea en ello una manera de generar algo de margen y de paso asegurarse un rescate si la cosa se pone mal.

La bola de nieve del problema bancario y el círculo vicioso deuda soberana-sector financiero se agrandaba. Irlanda había sido un caso excepcional. Portugal, Grecia, Bélgica y Dexia fueron también llamados «incidentes aislados». El rescate de la banca española, también fue «único» e irrepetible.

 

 

 

 

 

 

Activos bancarios respeto al PIB (datos Eurostat)

En septiembre de 2012, Chipre ya asomaba como posible rescate inminente. Mientras tanto, se hablaba de un posible rescate a Eslovenia estimado en 4.000 millones, que podría alcanzar a un 10-15% de su PIB, disparando su deuda a un 70% sobre el PIB desde el envidiable 48% actual. Sin embargo, los mensajes en ambos países se sucedían. «No vamos a necesitar un rescate».

Pero en marzo de 2013 saltó Chipre. Como todos los cisnes negros, como ocurrió con Grecia, siempre es un problema incorrectamente percibido como «pequeño» el que causa daño.

La de Chipre era una crisis que se venía gestando desde el rescate a Grecia. Un pequeño país con un enorme problema bancario… donde el sector financiero superaba el 800% del PIB y con un gigantesco agujero causado por el desplome de la deuda soberana griega. De repente, este incidente hizo que el mundo se despertara de su sueño de «recuperación» y se diera cuenta del enorme peso de la banca en Europa y, sobre todo, del efecto contagio sobre todos los demás si se genera un impago de deuda estatal.

Efectivamente, en Chipre la mayoría de los depósitos estaban invertidos «de manera muy conservadora», según el Eurogrupo, en deuda del país heleno. Cuando se aplicó la quita a dichos bonos, el agujero en el balance de los bancos chipriotas, que superaba los 10.000 millones según muchos analistas, no se pudo cubrir. Pero en los organismos reguladores de la Unión Europea no sólo no se consideró este problema, sino que se escondió como si fuera irrelevante.

«Excelentes resultados que disipan cualquier duda de intervención estatal en los bancos», comentaba el gobernador del Banco Central de Chipre tras publicarse los resultados del «examen» —estrés test a la banca— en 2011, que todos los bancos chipriotas aprobaron con nota, refrendada anualmente. Igual, por otro lado, que nuestras cajas quebradas.

No sólo se conocía en la UE y el BCE la estructura de la banca de Chipre —y de todas— sino que, como modelo de prudencia inversora, se resaltaba que los depósitos de los bancos chipriotas «están invertidos de manera conservadora en bonos soberanos» (diciembre 2011).

Cuando se llevó a cabo la quita de la deuda griega, las inversiones de la banca chipriota en esos bonos se desplomaron. El BCE y la UE eran conscientes y los datos no habían cambiado significativamente en dos años… Pero se utilizó el sistema favorito de Bruselas: «esperar a que escampe». Hasta que en 2013, antes de un vencimiento de bonos de la banca de Chipre en junio, se decidió que todo saltase.

No estoy de acuerdo con ningún rescate, como saben, pero no olvidemos, por otro lado, que Chipre participó en los rescates de Irlanda, Grecia, Portugal y el de nuestra banca. Uno de los grandes problemas que tiene el proceso de «reestructuración bancaria» europeo, como nos recuerda Lior Jassur, de HSBC, es que se ha abandonado el principio de prioridad en el derrame. Es decir, quienes tienen prioridad para cobrar ante un problema como éste: bonistas, accionistas o depósitos.

En cada caso, el BCE y la UE parecen buscar «dónde está la mayor cantidad de dinero» y cambiar las reglas para sacar fondos de donde haya más cantidad, no de donde proceda legalmente.

En el caso de Chipre, el dinero estaba en los depósitos. Por eso había que utilizar la excusa de que era un paraíso fiscal, que el dinero era de rusos malvados y con ello sentar el precedente.

Nuestra solución era la excusa «del mafioso ruso», cuando los extranjeros suponían menos de 22.000 millones de los casi 70.000 millones de euros de depósitos de los bancos chipriotas. Todos esos depósitos, además, estaban auditados, supervisados y analizados… pero la UE de repente se sorprendía diciendo que Chipre es un «paraíso fiscal» —en contraposición al «infierno fiscal» que vivimos, imagino—. ¿Se acababan de enterar? Porque Chipre se unió a la Eurozona en 2008, con el beneplácito a su modelo y la supervisión del BCE y las autoridades europeas. ¿Era Chipre un malvado paraíso fiscal, pero Luxemburgo, sin embargo, no? ¿Y si un día decidieran que los depósitos en España están acaparados por la economía sumergida o en Francia por «oligarcas africanos del petróleo»?

En Chipre no se quiso reconocer el impacto del agujero de la deuda pública griega en los bancos porque mostraba el riesgo que suponen los bonos del estado. Eso sí, tras unos días en los que no quedaba claro si los depósitos de menos de 100.000 euros estaban garantizados, los líderes de la UE confirmaron que el rescate lo pagarían los «ricos» que invertían cantidades superiores.

Hacer esta distinción era peligroso por una razón fundamental. Han sido precisamente los depósitos de más de 100.000 euros los que han parado la fuga de capitales que se generó hasta septiembre de 2012 en los bancos periféricos. Y esa tendencia positiva puede revertirse ante la duda de posibles acciones confiscatorias.

Pero algo se consiguió. La demonización del ahorrador, el que sea. A cierre de este capítulo, se estima que los depósitos de más de 100.000 euros en los principales bancos chipriotas pueden sufrir quitas de hasta el 65%.

Todo por no haber querido reconocer el problema de capitalización de la banca por la quita griega y no haber implementado las ampliaciones de capital que hubieran sido necesarias según cualquier análisis normal. Prefirieron esconder el problema «aprobando» los stress tests y relajando condiciones en Basilea III… Y lo pagan los ahorradores.

No olvidemos que, además de confiscar los depósitos, en Chipre se han instaurado controles de capital que impiden a los ciudadanos sacar más de una cantidad mínima del país, y además la Unión Europea va a imponer subidas de impuestos, recortes de pensiones y otros ajustes adicionales. Con todo ello, se estima una caída del PIB de Chipre en 2013-14 cercana al 12-15%. Los ciudadanos chipriotas, mientras tanto, cornudos y apaleados.

El efecto contagio

«Malta y Luxemburgo no son comparables a
Chipre, según Malta y Luxemburgo.»

The Guardian

El riesgo de contagio al resto de Europa parecía contenido hasta que Jeroen Dijsselbloem, político laborista holandés, presidente del Eurogrupo y del ESM (Mecanismo de Estabilidad Europeo) tuvo la osadía de decir que «el acuerdo de Chipre se puede usar como modelo para otros rescates futuros» y que los depósitos superiores a 100.000 euros no están garantizados.

El efecto «Dijsselbloem», también conocido de manera irónica en el mercado como «D.J. Boom», «Dijsellblunder» o «DijsSellShort», no se hizo esperar, generando una caída de las bolsas europeas y el sector bancario.

El problema es que dijo la verdad, pero lo hizo tras años de esconderla. En vez de poner en marcha los procesos para que la banca hiciera ampliaciones de capital de manera ordenada, decidieron cambiar las reglas para «suavizar» condiciones y esperar «que las bolsas suban».

Hay quien dice que lo que se ha hecho en Chipre es lo que pedíamos los que defendemos los bail-in o rescates internos. No. Llevamos mucho tiempo pidiendo ampliaciones de capital —conversión relevante de deuda en acciones—, no medidas improvisadas a última hora, con confiscación de depósitos que lleva al pánico bancario, huida de los ahorradores y depresión económica.

Como presidente del Mecanismo de Estabilidad (ESM), Dijsselbloem sabía que no hay dinero para contener un dominó de rescates bancarios como el que se puede generar en Europa si, tras Chipre, viene Eslovenia, Malta, Luxemburgo o, Dios no lo quiera, Italia o España. Así que decidió romper la baraja de la diplomacia enviando un aviso a navegantes. No hay dinero para mantener una banca que no use mecanismos de mercado para solventar sus problemas y espera ser rescatada por los gobiernos que la alimentan.

Nos dicen que la solución es la unión bancaria, pero no se puede crear otro banco europeo gigante «malo» que se llene de activos tóxicos de miles de decenas de millones y se endeude 20 o 30 veces, como piden algunos. No se soluciona nada estableciendo mecanismos de unión de una banca hipertrofiada porque no se genera confianza sumando y escondiendo riesgo de entidades de baja capitalización. Nosotros lo deberíamos saber tras el «éxito» del FROB.

No se reduce riesgo por acumulación. Se magnifica. Y el riesgo sistémico impregna a toda la economía. Todos los países europeos tienen un mismo problema. Acumulan deuda soberana en bancos demasiado grandes con préstamos zombi sin resolver. Un problema muy relevante que puede resumirse en los siguientes puntos:

  • El sector financiero europeo depende peligrosamente de que la deuda estatal sea «segura».
  • Casi ningún sector financiero de la Unión Europea sobreviviría a una quita en la deuda soberana de su país. El impacto sobre empresas y ciudadanos sería enorme.
  • La deuda soberana no hace más que crecer en casi todos los países miembros.
  • Los mecanismos de contención del riesgo y acceso al Banco Central Europeo no pueden ser una costumbre. Son excepcionales.
  • Hace ya más de seis años que la banca europea tenía que haber reducido su endeudamiento agresivamente.

Los inversores no deben temer el rescate interno de bancos zombi si se hace bien. Hemos visto casos como Amagerbanken (2011) y Fjordbank Mors (2011) donde los depósitos de más de 100.000 euros sufrieron quitas mínimas.

Para evitar riesgos, la banca europea debe aumentar capital, desinvertir y desligarse más de la deuda soberana mientras puedan. Solucionar el balance.

La capacidad del Banco Central Europeo de sostener a una Unión Europea donde todos juegan a forzar el rescate no es ilimitada, aunque Mario Draghi lo diga con la boca chica. Él lo sabe —por eso guarda con prudencia sus cartuchos—. El sistema es tan frágil que las palabras de un líder europeo crean estos shocks.

Dijsselbloem no es la enfermedad. Es un síntoma de una Europa intervencionista, enferma, improvisada y donde la arrogancia y la ignorancia se unen a la hora de enfrentarse a problemas financieros. Habló demasiado, pero no mintió. El error es pretender mantener este círculo vicioso de deuda e intervencionismo. Porque las consecuencias son imprevisibles.

¿Puede pasar en España?

España es diferente a Chipre porque no tiene un volumen tan alto de depósitos de extranjeros. Cierto. Del billón y medio de depósitos, la mayoría son de ciudadanos nacionales y la media son depósitos inferiores a 100.000 euros (unos 35.000, según el Banco de España).

España es diferente porque el balance de la banca supone tres veces el PIB del país y en Chipre es casi ocho veces. Además cuenta con un colchón de 60.000 millones de euros sin utilizar del rescate de 2012. Cierto. Pero más de tres veces el PIB no es ninguna medalla. Es enorme.

Pero, ¿es España diferente porque su banca no sufriría el destrozo que sufrió la de Chipre con los bonos griegos, si en nuestro país se produjera una quita en la deuda soberana? Desafortunadamente, esto no es así. La banca española acumula más de 200.000 millones de euros de deuda soberana. Y si se produce algún día una quita, el agujero es un efecto dominó.

Pero, además, centrándonos en el caso nacional, si el Banco de España estima un paro del 27% y una caída del 1,5% del PIB en 2013, la tasa de mora y los préstamos incobrables de la banca están infraestimados. Añádase que ya hemos tenido la primera revisión al alza del déficit de 2012, que pasa del 6,7% anunciado al 6,98% del PIB, sin considerar las subvenciones a la banca, y que se estima que el déficit de 2013 volverá a ser del 6%, y tienen los ingredientes del cóctel de debilitamiento bancario y acaparamiento de crédito disponible por parte del Estado.

Así que prestemos toda la atención a las cuentas públicas, al déficit y al aumento del endeudamiento público, no vayamos a ser otro «caso excepcional».

Aunque el riesgo de contagio me parece extremadamente limitado, si ustedes buscan proteger sus ahorros ante eventos similares, la mejor manera de hacerlo es invertir en fondos, preferiblemente domiciliados en el extranjero, o en oro físico —no futuros— y bonos corporativos no europeos. Desafortunadamente, si se produjese un corralito bancario, por improbable que sea, las bolsas del país afectado se desplomarían, no sólo por el impacto en la banca, sino por las medidas adicionales, muy contractivas.

Por ello, evitar el riesgo país es intrínseco a la decisión de preservar capital. Invertir es, por supuesto, arriesgar, y con cualquier medida no se garantiza preservar capital.

Con Chipre, la política de «esconder y extender» como un avestruz esperando a que escampe conseguía que un 30% de los miembros de la Unión Europea haya acudido a algún tipo de rescate. Un «éxito» sin precedentes de un sistema económico masivamente endeudado donde nos intentaron convencer de que debemos aceptar nuevos atropellos a los pilares fundamentales de la seguridad jurídica.

El Boston Consulting Group realizó un informe en 2011 llamado Back To Mesopotamia, The Looming Threat of Debt Restructuring (Vuelta a Mesopotamia, la acechante amenaza de la re-estructuración de la deuda) donde ya alertaba del riesgo de corralitos y controles de capital y la tentación de los países europeos de buscar, a través de la confiscación de un 11-15% de los depósitos, los 6,1 billones de euros necesarios para cubrir el riesgo de la deuda excesiva en los balances de las entidades financieras.

Sin embargo, atacar los depósitos confiscándolos no es la solución, porque hunde a los bancos durante décadas. Es la contraria. Un entorno regulatorio y jurídico seguro para que invertir sea atractivo. Convertir deuda bancaria en acciones de manera ordenada pero disciplinada y constante, y que sea percibido como una buena inversión, no como un riesgo.

Es duro, las bolsas bajan, no se puede hacer en dos días y no se hace a precios caros. Pero es mucho menos duro que acabar en corralitos, enorme contracción económica, y riesgo sistémico.

 

 

 

Posteado en Economía, Sin categoría | DEJA UN COMENTARIO

El Mapa Visual para navegar por el Arte de Presentar

“Si no puedo dibujarlo es que no lo entiendo.”
—A. Einstein

Los mapas mentales me ayudan a ordenar y organizar la información que ronda por mi cabeza sobre un tema particular. Además, su naturaleza irradiante en vez de lineal me incita a expandir mis ideas, sugiriendo nuevas relaciones y conexiones entre ellas. Una vez terminada la elaboración del mapa, dispongo de toda la información accesible de un solo golpe vista, lo que me proporciona una valiosa perspectiva de mi mensaje desde gran altura.

Descárgate el mapa Cuando trabajé en la redacción del libro El Arte de Presentar animado por mi editor Roger Domingo creé un gran mapa mental, a partir del cual fui elaborando toda la información que llenó sus páginas: desarrollando ideas embrionarias, definiendo conceptos, aportando ejemplos variados. Aunque cueste creerlo cuando sostienes el libro en tus manos, un mapa mental fue el elemento seminal del que brotó como un árbol la obra final.

Te ofrezco una recreación de ese mapa mental inicial realizada por el estudio de diseño We Are Bold con la esperanza de que se convierta en tu mapa de referencia que te guíe por el apasionante mundo de las presentaciones.


Post de Gonzalo Álvarez Marañón. 

 

Posteado en Sin categoría | DEJA UN COMENTARIO

¡Lo Quiero!

Llegó a mis manos hace un par de semanas junto con otros cinco libros, y la verdad es que me llamó la atención inmediatamente. Mucho color, ilustraciones, recursos gráficos, ejemplos y una maquetación muy “jugona”.

Prometía, y la verdad es que no defrauda. ¡Lo quiero! ofrece un recorrido muy completo por las principales estaciones en el camino de cualquiera que deba planificar marketing. Desde la planificación estratégica de la campaña y la concepción de la idea, hasta los soportes y formatos. Propone un recorrido muy completo, en una suerte de guía paso a paso de todo el proceso. Basta echar un vistazo a sus capítulos para darnos una idea:

• Estrategia y planificación de marketing
• Creación de marca
• Publicidad directa
• Catálogos
• Marketing por email
• Diseño de páginas web
• Optimización para buscadores
• Marketing de búsquedas de pago
• Redes sociales
• Pruebas

Como veis, es un libro eminentemente práctico, plagado de ejemplos, ejercicios, consejos didácticos, y hasta modelos de documentos de trabajo como briefings o matrices de análisis.

A decir verdad, es un manual en toda regla. Me recuerda mucho a los manuales que usábamos en el colegio. Ya me hubiera gustado tenerlo hace unos cuantos años, cuando empezaba en esto del marketing. Es un libro que reúne mucha información y la presenta de un modo simple y comprensible, y del que se pueden extraer ideas claras para llevar a la práctica.

Es un libro ideal para los que quieran iniciarse, pero no es un libro solo para iniciarse. Aunque lleves unos cuantos años trabajando en esto, vale la pena echarle un vistazo y tenerlo a mano, estoy seguro de que encontrarás cosas útiles en este libro.

Mau Santambrosio
@MauSant 

 

 

Posteado en Sin categoría | DEJA UN COMENTARIO

Premios Know Square 2012


El pasado jueves día 31 de enero se celebró la segunda edición de los Premios Know Square en el Auditorio de la Fundación Lázaro Galdiano de Madrid.

Un jurado integrado por 24 directivos, expertos en diferentes sectores y áreas profesionales, y los votos de los más de 6.200 usuarios registrados en la red de conocimiento determinaron a los galardonados de entre 79 títulos, en el caso de los libros, y 31, en el de los autores.

Los premiados fueron El japonés que estrelló el tren para ganar tiempo, que obtuvo el premio de Mejor Libro de Empresa de 2012 y José Antonio Marina, que fue nombrado como Mejor Autor por Trayectoria Divulgativa, en un acto al cual asistieron más de 200 profesionales y directivos.

Lo que ahora importa, de Gary Hamel, y ¿Por qué fracasan los países?, de Daron Acemoglu y James Robinson, ambos de Ediciones Deusto,  quedaron en segundo y tercer lugar en las votaciones, respectivamente. Otros de los libros finalistas fueron La inteligencia ejecutiva, de José Antonio Marina (Editorial Ariel), Resonancia, de Nancy Duarte (Gestión 2000), #socialholic, de Fernando y Juan Luis Polo (Gestión 2000) o La procrastinación eficiente, de John Perry (Empresa Activa).

En cuanto al premio al Mejor Autor por Trayectoria divulgativa ejemplar, algunos de los candidatos finalistas fueron Bernabé Tierno, Leopoldo Abadía o Carlos Espinosa de los Monteros.

En este enlace podéis ver el vídeo resumen de la entrega de Premiosbit.ly/Um0ilm

Posteado en Sin categoría | DEJA UN COMENTARIO

Increíblemente simple, de Ken Segall

Hace unos días revisaba mi libreta de notas, cuando me encontré con el siguiente apunte:

“Pasamos de la necesidad de notoriedad a la de persuasión, y de ésta a la de simplificación. En la era de la abundancia informativa y saturación cognitiva, lo simple es increíblemente valioso. La simplicidad es el nuevo Grial de las marcas.”

No recuerdo en que contexto lo escribí, pero me pareció una idea interesante para desarrollar algún día. Dos días después se puso en mi camino este libro y no pude dejar pasar la oportunidad de leerlo.
Ken Segall es el responsable creativo de las campañas más icónicas de Apple, como la mítica “Think Different”. Además es el culpable de la famosa “i” que ha marcado el naming de los productos más exitosos de la compañía de Cupertino desde el iMac en adelante. Como director creativo, trabajó mano a mano con Steve Jobs en el marketing de sus proyectos durante años. Primero en la agencia de NeXT y luego en la de Apple cuando Jobs regresó a la compañía.

En Increíblemente simple, Segall describe cómo Jobs y Apple han cambiado el mundo aferrándose a una única, pero potente, idea de fondo: simple es mejor que complejo. La tesis es igualmente simple: en un mundo hundido en la complejidad, lo simple destaca. Pero para Apple, la simplicidad no es un mero recurso del que se ha valido para destacar. La obsesión por la simplicidad está embebida en el ADN de la compañía, probablemente gracias las inquietudes espirituales y filosóficas de Jobs.

Debo confesar que temía que este fuera otro libro más sobre Apple o Steve Jobs. Desde hace un año los hemos visto salir como setas, y seguro que algunos son más oportunos que necesarios.

Este es un libro sobre Apple y sobre Steve Jobs, no cabe duda. Pero es también un libro que extrae lecciones importantísimas sobre su paso por este mundo. Y es que, clichés aparte, hemos tenido la inmensa suerte de vivir en la misma época que este extraordinario genio y poder ver, en tiempo real, como transformaba, tan sólo en diez años, una empresa al borde de la muerte en la compañía más valiosa del mundo. No hace falta ser un “fan boy” de Apple para comprender que lo que ha conseguido es absolutamente excepcional, lo mires por donde lo mires. Sería una estupidez no aprovechar las lecciones que la extraordinaria historia de Apple nos puede aportar a todos los que trabajamos en marketing.

Ahora, después de haber leído Increíblemente simple, no puedo evitar imaginar a Steve Jobs golpeando con el “palo de la simplicidad” a mis interlocutores cada vez que les veo hundirse en el mar de la complejidad. De hecho, le imagino golpeándome a mí el primero.

¡Feliz lectura!

Mauricio Santambrosio (@MauSant)

Posteado en Estrategia, Innovación, Liderazgo, Management, Marketing | DEJA UN COMENTARIO

Por qué La Roja funciona y nuestro país (todavía) no

La cadena de televisión que retransmitió la Eurocopa de 2008 utilizó el lema “PO-DE-MOS”. Era la versión del “Yes, We Can” del entonces candidato y posterior presidente de los Estados Unidos Barack Obama. Por su parte, la cadena de televisión que retransmitió la Eurocopa 2012 se planteó el siguiente lema: “No hay dos sin tres”, en el que hacía referencia a que, tras el triunfo de La Roja en la Eurocopa 2008 y en el Mundial 2010, podía ganarse también la Eurocopa 2012. ¡Y bien que acertó! Sin duda, no hay dos sin tres.

Los expertos en liderazgo y coaching deportivo Juan Carlos Cubeiro y Leonor Gallardo escribieron, tras la consecución por parte de La Roja de la Eurocopa 2008 el libro La Roja. El triunfo de un equipo (Alienta), con prólogo de Ángel María Villar. Posteriormente, tras la victoria de La Roja en el Mundial 2010 de Sudáfrica, escribieron El mundial de la Roja (Alienta) -también con prólogo del presidente de la RFEF-. Ahora, tras ganar la Eurocopa 2012 han escrito, pues en estas lides tampoco hay dos sin tres, Por qué La Roja funciona y nuestro país (todavía) no, el libro que aquí presentamos.

En esta ocasión editores y autores han decidido que esta obra esté disponible gratuitamente para todo aquél que desee disponer de él.

¿El motivo? Éste libro se ha escrito en un momento de profunda incertidumbre política y económica en nuestro país y la voluntad de sus autores y editores es aportar su grano de arena a la resolución de la actual problemática a través de las ideas, consejos y posibles soluciones que aporta el libro. Y qué mejor manera de hacerlo que analizando un equipo que sí funciona y sí lidera, La Roja, y tratando de adivinar cuáles son sus virtudes y cómo podemos nosotros, el resto de la sociedad española, trasladarlas a nuestro quehacer diario para conseguir que, además de La Roja, nuestro país también triunfe.

De hecho, el pasado lunes 23 de julio, Mariano Rajoy despidió a los atletas que iban a competir en los Juegos Olímpicos de Londres con las siguientes palabras:

“Voy a aplicar la misma receta que nuestros deportistas: trabajo y perseverancia”.

La receta es algo más compleja, porque no tiene sólo dos ingredientes, sino 27, tantas como las letras del alfabeto, a saber:

Capital Humano:

  • Talento: Ponernos en Valor
  • Sinergias: Ser un equipo de verdad
  • Iker: Contar con un capitán que resuelve cuando debe
  • Estrategia: Planificar lo que queremos lograr y cómo conseguirlo
  • Xavi: Disponer de un cerebro que marca el ritmo del juego
  • De dos en dos: Tándem en la defensa y en la media
  • Liderazgo a todos los niveles: El presidente, el entrenador, el capitán; cada uno, haciendo lo que debe.
  • Zen: Un líder-coach tranquilo, con las ideas claras.

Capital Clientes:

  • Fans/ Tribu: Millones de personas que te admiran y apoyan.
  • Yo soy español, español, español: Orgullo de pertenencia para ser eficaces y eficientes.
  • Juego: La vida es juego, y los juegos, juegos son.
  • Humor: El buen humor en toda circunstancia, para salir adelante.
  • Clásicos: Que las luchas interiores no te impidan la integración ganadora.

Marca

  • Ganar: Tener claro qué es lo que se desea conseguir y actuar con sana ambición.
  • Ñ: identidad propia. Una manera propia de ser reconocido positivamente.
  • We can: el poder de la convicción. Si creemos, podemos.
  • Reputación: Una imagen ganadora, con valores.
  • Querer: el poder mejorar. El hambre y la voluntad frente a la pereza.
  • No hay dos sin tres: una trayectoria de éxitos.

Expectativas de futuro:

  • Vértigo: Saber responder en los momentos cruciales
  • Aprendizaje: Mejorar continuamente, no conformarse.
  • Humildad: Respetuoso con el rival, desde la sana ambición y el ansia de mejora.
  • Brasil 2014: Concretar el próximo reto.
  • Oportunidades: Detectarlas y aprovecharlas, generando “buena suerte”.
  • Coaching como cultura: Una forma de hacer las cosas en la que el desarrollo es esencial.
  • Potencial: “Ama, no lo que eres, sino aquello en lo que te puedes llegar a convertir”. Si te lo trabajas, claro está.

Descubre, pues, por qué La Roja funciona y nuestro país (todavía) no en el nuevo libro de Juan Carlos Cubeiro y Leonor Gallardo, que descargarte en formato PDF (POR QUE LA ROJA FUNCIONA) e imprimirlo, o bien, si dispones de un lector de libros electrónicos, descargarlo en formato ePub (aquí).

¡Feliz lectura!

Posteado en Estrategia, Liderazgo, Management | DEJA UN COMENTARIO

¿Tienes un iPad? ¿Te gustan los libros de empresa? Entonces ésta es tu app

En @LIBROSdeEMPRESA seguimos innovando. Y, sobre todo, seguimos trabajando para que tú, lector, puedas disfrutar de nuestros libros del modo más fácil y ameno. Y, para facilitarte todavía más las cosas, hemos desarrollado una app para iPad que permite comprar y leer nuestros libros desde la misma aplicación, en un click y sin necesidad de disponer de otros programas o aplicaciones. Es decir, hemos reunido todo lo que necesitas en un mismo lugar.

 

¿Cómo descargo la aplicación?
Muy sencillo, puedes descargar la app desde tu ordenador, pinchando aquí o bien, si tienes el iPad a mano, pinchar aquí.

¿Cómo funciona?
No tiene secreto. Una vez descargada, abre la aplicación y verás que los libros están ordenados por categorías (Actualidad, Economía, Finanzas, Habilidades Directivas, Managemnt o Marketing). Haz click sobre la categoría que más te interese y escoje el libro que quieres leer.

¿Qué libros incluye?
La app incluye todos los libros de los sellos de empresa del Grupo Planeta, tales como Deusto, Gestión 2000 y Alienta. Dichos sellos representan el 40% del mercado de libros de empresa en España, razón por la cual, y a buen seguro, encontrarás muchos de los títulos más interesantes actualmente a la venta.

¿Y cómo compro los libros que me apetezca leer?
Una vez hayas encontrado un libro que te apetezca leer, tan sólo tienes que pinchar sobre el botón amarillo de “Comprar”. No tienes que hacer nada más. Una vez descargado el libro te aparecerá en la sección “Mis libros”, que encontrarás en la parte superior derecha de la aplicación. Además, antes de comprar, puedes leer las primeras páginas del libro descargando la muestra gratuita que se ofrece de cada libro. De este modo compras sobre seguro y habiendo podido leer previamente una parte del libro.


¿Y puedo leer los libros en la propia aplicación?
En efecto, una vez comprados puedes leer los libros en la propia aplicación. Para ello sólo debes ir a tu estantería virtual, ubicada en la sección “Mis libros” y pinchar sobre la cubierta del libro que quieres empezar a leer.

¿Puede escribir notas o marcar páginas?
Sí, a medida que vas leyendo, puedes ir escribiendo notas, como si las escribieras en un libro de papel. También puedes marcar una página, utilizando el marcador, para volver a ella posteriormente.

¿Pero leer un libro entero en un iPad no resulta muy cansado?
Sobre esta cuestión hay variedad de opiniones. Hay a quien, en efecto, le resulta extremadamente cansado y hay quien, contrariamente, cree que es una fantástica experiencia de lectura y, de hecho, sólo lee en su iPad. Para que puedas juzgar por ti mismo sin necesidad de comprar ningún libro, hemos incluido un libro gratuito. Se trata de ¿Qué está pasando?, escrito por Bernardo de Miguel, corresponsal del periódicco económico Cinco Días en Bruselas, en que el explica todos los acontecimiento ocurridos recientemente que han colocado la economía mundial y europea al borde del colapso y nos explica los peligros que pueden sesgar nuestro bienestar cotidiano. Asimismo, nos ayuda a entender todos los conceptos y cuestiones técnicas que salpican las informaciones que los medios de comunicación nos ofrecen sobre dichos acontecimientos, permitiéndonos entender con claridad todo lo que está ocurriendo.

Así pues, si te gustan los libros de empresa y, además, tienes un iPad, no esperes más. Descárgate hoy mismo la aplicación de @LIBROSdeEMPRESA y empieza a disfrutar de nuestros libros.

 

 

Posteado en Comunicación, Economía, Estrategia, Finanzas, Habilidades Directivas, Innovación, Liderazgo, Logística y Operaciones, Management, Marketing | DEJA UN COMENTARIO